Patrocinador
Recomendado
Patrocinador
Campaña internet segura

EL DEDO EN LA LLAGA 100

Las mayorías en el Congreso están listas para empezar a acompañar la tarea de Iván Duque, quien en horas nada más será el Presidente de Colombia por los próximos cuatro años.

Nota patrocinada

La verdad uno puede compartir o no los pensamientos que Duque expresó durante su campaña y los que hoy ratifica casi todos antes de tomar las riendas del cargo, lo que no veo sano es querer que le vaya mal en su Gobierno, pues si eso ocurre será sinónimo de que al país le va mal.

Independiente de si uno voto o no por él hay que desearle éxitos, claro eso no quiere decir que si las cosas las hace mal deberemos criticarlo fuertemente y emprender la acciones legales a las que se pueda acudir, obviamente cuando un Gobierno arranca lo que menos uno como ciudadano quiere es que se equivoque, pero si lo hace nos corresponde hacer ver nuestro inconformismo.

Esperemos que Iván Duque no sea como muchos gobernantes locales que creen que pueden pasar por encima de los derechos de las personas más vulnerables y que nadie les puede decir algo. Mandatarios locales que piensan que son los dueños de los territorios que dirigen y que ellos y sus familias pueden enriquecerse a costillas de sus gobernados. 

Muchos retos tenderá que afrontar el Presidente Duque máxime si no quiere que en 4 años se haga inevitable lo que por poco se da y es que llegue un Gobierno de izquierda al país, lo cual y sin ser adivino ocurrirá en el 2022 si este Gobierno no disminuye las brechas sociales y la desigualdad en la que vivimos. 

La corrupción es otro punto sobre el que el Gobierno Duque tendrá que fijar sus ojos, pues de no ejecutarse medidas contundentes en este aspecto puede ser el último gobernante de este modelo que tengamos en quien sabe cuánto tiempo. Tendrá el Presidente una oposición muy férrea, tanto que sin posesionarse ya lo están cuestionando, lo cual es sano para la democracia siempre y cuando sea oposición con fundamentos y no solo por cálculos electorales.

Ojalá nos vaya bien como país con el nuevo Gobierno es lo único que nos queda esperar.
Nota escrita por Yonieher Ramirez Ospina

Nota patrocinada